Santos, que dice que no le preocupan las encuestas, contrató campaña de propaganda por más de $1100 millones de pesos.

La nueva mentira de Santos

En tono melancólico, el presidente Juan Manuel Santos consideró que su mala imagen en las encuestas se debe a que “no he sabido vender la obra de mi gobierno” y como quien quiere restarle importancia a la monumental desaprobación de su gestión, aseguró que en su administración “nos hemos dedicado a hacer la cosas correctamente sin pararle bola (sic) a lo que están diciendo en el entorno. Yo les dije a mi gabinete (sic): no se les olvide que uno gobierna para la historia, no para la coyuntura”.

Ese destello de falsa humildad de Santos, uno de los políticos más vanidoso de la historia de Colombia, no fue en absoluto sincero.

Millonario contrato con McCann-Erickson

Si fuera cierto que a Santos le tiene sin cuidado lo que él llama “la coyuntura” y que su gobierno se guía única y exclusivamente por la calificación que del mismo haga la historia, entonces no se entiende porqué la Casa de Nariño durante los casi 7 años de gobierno ha gastado –tirado a la basura, para ser precisos- miles de millones de pesos en agencias de publicad y estrategas de comunicaciones, contratados para que eleven la destrozada imagen del presidente de la República.

El pasado 23 de mayo, el director del denominado Fondo de programas Especiales para la Paz, Mauro Rodrigo Palta Cerón, suscribió un contrato con Luis Eduardo Cedeño Izquierdo, representante legal en Colombia de la multinacional de publicidad MacCann-Erickson, por $1130 millones de pesos.

Propaganda para la paz

De acuerdo con el objeto del escandaloso contrato, que se celebró de forma directa y sin que mediara ningún tipo de concurso o de licitación, la empresa beneficiada tendrá que prestar sus “servicios especializados de apoyo para el desarrollo e implementación de la estrategia integral de comunicaciones a través del análisis de información, diagnóstico, conceptualización, desarrollo y ejecución del plan de medios, así como el diseño, producción y seguimiento de materiales para medios de comunicación sobre las diferentes iniciativas y temáticas de la Presidencia de la República y el gobierno nacional relacionadas con la paz”.

Una nueva estrategia

Santos miente cuando dice que no le importa la “coyuntura”. La deplorable aceptación popular de su gobierno, lo ha llevado a utilizar el presupuesto público para contratar nuevas estrategias, tal y como se lee en el cuestionable contrato celebrado con McCann-Erickson: “elaboración de una nueva estrategia, la cual parte de un contexto diferente donde se busca vincular a los colombianos en el proceso de construcción de paz y en la evolución de la implementación del Acuerdo”.

Política con la paz

Es evidente que a menos de un año de la primera vuelta presidencial, la estrategia del gobierno será la de hacer politiquería con el acuerdo celebrado con la banda terrorista que comanda alias Timochenko y para ello se han destinado más de $1100 millones de pesos que deberán ser gastados antes del 10 de diciembre del presente año.

Así las cosas, a partir de la fecha, los ciudadanos serán “bombardeados” con propaganda alusiva al acuerdo Santos-Farc no solo en los medios de comunicación convencionales, sino también redes sociales como Facebook, Twitter, YouTube y los motores de búsqueda, como Google.

@IrreverentesCol

Publicado: junio 14 de 2017