El gangazo

La dirección de estupefacientes le vendió a Benedetti un apartamento $2 mil millones de pesos por debajo del precio real.

El senador Armando Benedetti es un hombre al que la suerte lo ha acompañado, al menos hasta ahora.

A pesar de que su nombre aparece en buena parte de los escándalos de corrupción y que en la corte Suprema de Justicia se estén adelantando investigaciones en su contra por diferentes posibles delitos, entre ellos uno por parapolítica y otro por haber estado involucrado, como lo denunciaron LOS IRREVERENTES, en el saqueo a la educación en el departamento de Córdoba (Al respecto, lo invitamos a leer “Involucran a Armando Benedetti con desfalco a la educación”), el poderoso congresista sigue haciendo de las suyas con total libertad.

Hace unas semanas, este portal puso en conocimiento que Benedetti, de manera poco transparente, adquirió un lujoso apartamento en los cerros orientales de Bogotá, el cual estaba en manos de la desaparecida dirección nacional de estupefacientes, puesto que esa propiedad le había sido incautada al peligroso grupo de narcotraficantes denominado el clan Gaitán Cendales.

La historia del inmueble

Después de muchas vueltas, el 30 de noviembre de 2010, la dirección de estupefacientes le vendió el inmueble de 430 metros cuadrados a la señora Rubi Corredor Ruiz.

Tal y como se lee en el certificado de tradición, la señora Corredor pagó $1600 millones de pesos por el lujoso apartamento ubicado en el sexto piso de uno de los edificios con mejor vista sobre Bogotá.

Dos semana después, el 17 de diciembre, la señora Corredor le escrituró el apartamento a Armando Benedetti. La “venta” se hizo por los mismos $1600 millones de pesos.

Tratándose de un apartamento de 430 metros cuadrados, el doctor Benedetti, pagó $3.720.930 pesos por cada metro, lo que fue, en efecto, una verdadera ganga.

En diálogo con LOS IRREVERENTES, un prestigioso constructor que ha sido propietario de algunos apartamentos en el mismo conjunto residencial donde está ubicado el del doctor Benedetti, dijo que “en el año 2010, el precio del metro cuadrado en esos edificios oscilaba entre los $8.5 y los $9.5 millones de pesos. Es imposible que en el mercado se consiguiera el metro a $3.7 millones de pesos en este complejo residencial”.

El apartamento había sido incautado y estaba escriturado a nombre del fondo para la rehabilitación, inversión social y lucha contra el crimen organizado –FRISCO- que es una dependencia que en 2010 –año en el que tuvo lugar la cuestionable transacción- estaba adscrita a la dirección nacional de estupefacientes. Aquello significa que se trataba de un bien de la nación.

Corresponde entonces que la contraloría general de la nación entre a investigar el evidente detrimento patrimonial que rodeó aquella negociación. Lo cierto es que el Estado colombiano recibió solamente $1600 millones por un bien que costaba, como mínimo $3655 millones de pesos.

Benedetti, pagó por el apartamento en el que vive con su familia menos de la mitad del valor comercial.

La fiscalía general de la nación debe entrar a investigar quién en la dirección nacional de estupefacientes le hizo el favor a Benedetti, precisamente cuando fungía como presidente del senado de la República. Lo cierto es que, por obra y gracia de la generosidad de una entidad del gobierno Santos, el suertudo doctor Armando Benedetti se ahorró más de $2 mil millones de pesos, dinero que le correspondía al pueblo colombiano.

@IrreverentesCol

Publicado: abril 20 de 2017

7 comentarios sobre “El gangazo

  • el Abril 24, 2017 a las 00:13
    Permalink

    No hay derecho q funcionarios del estado se queden con estas propiedades. Asi q bueno les quitan a los natcos y ellos se aprobechan saltando sobre estos bienes como aves de rapiña con la complicidad de otros funcionarios mas corruptos aun.que dicen los entes de contro sobre este enriquesimiento ilicito?

  • el Abril 21, 2017 a las 18:29
    Permalink

    Estamos Hartos con este hampon de poca monta que se cree vivo y para rematar una corte Suprema peor que este hampon tienen todo para condenarlo a cadena perpetua mas 2 días y no hacen nada resolviendo casitos de injuria y calumnia sinvergüenzas y sin criterio por eso los fallos de ellos no los creen ni los aplican ningún juez de la república de pueblo es lo que digo a diario bajas cortes de la Justicia Colombiana.Queremos ver ese Hampon ya en la cárcel pero ya es ya o tenemos que apresarlo nosotros los del pueblo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *